La Margarita

—Me quiere, no me quiere, me quiere, no me quiere. Siempre el mismo resultado. Tendré que seguir —dijo con media sonrisa.

Y la margarita continuó arrancando brazos y piernas hasta conseguir el resultado deseado.

 
Finalista del XVI Certamen Internacional de Microcuento Fantástico de la revista miNatura 2018

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s